Lloviendo música

Y es en esos fines de semana en donde harto de tanta lucha sin sentido de los de siempre, azules contra rojos, el bien y el mal o viceversa, harto de tanta gilipollez humana, cuando decides desconectar de tanta tontería y falta de escrúpulos.

Adentrarse en el poder es vender tu alma a un oscuro propósito, como mínimo. Por sus actos los conoceréis.

Uno, que es tan solo un simple mortal, insignificante gota en un día de lluvia, solo le queda colocarse el escudo anti-podredumbre y sobrevivir de la mejor manera posible.

Y es que la música no solo es el alimento del alma. Aparte de calmar a las fieras también nos vacuna de esta panda de desalmados y su podrido mundo.

Si algún día me ves llorar no te preocupes que aún no he caído, solo son lágrimas ajenas por aquellos que no tienen salvación.

Anuncios

Un comentario en “Lloviendo música

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s